martes, 13 de octubre de 2009

La Danza Clasica

La danza clasica (también llamada ballet) es un complejo estilo de baile que nació en Italia en el siglo XVII y se popularizó en Francia durante el reinado de Luis XIV.

Practicar esta danza requiere de un gran entrenamiento físico. La flexibilidad, fuerza y coordinación son elementos esenciales para el ballet clasico. Los pasos de ballet están estrictamente definidos y los movimientos requieren de mucho entrenamiento para su correcta ejecución.

Se sigue una coreografía de baile donde puede intervenir varios personajes y sobresalen los pasos de baile elevados y saltos. Los bailarines entrenan desde pequeños para incorporar los movimientos y formar su cuerpo para cumplir con los requerimientos del ballet. Existen fuertes exigencias en cuanto al peso y talla.

El vestuario del ballet se compone de una malla de baile, una pollera de tul y zapatillas de punta. El traje debe ser cómodo y enseñar el cuerpo para detectar errores de postura.

Las puntas de ballet son zapatillas de cuero o tela con yeso o cartón recubierto con silicona en la punta. La bailarina se sube sobre estas puntas para ejecutar con gracia los movimientos de danza.

Sólo se pueden usar si se tiene la capacidad física necesaria, ya que un mal uso puede causar graves lesiones en las piernas. Son necesarios muchos años de entrenamiento antes de tener la fuerza necesaria para usarlas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada